11 de octubre - Día Internacional para apoyar la Salida del Closet

Estamos esperando tus comentarios. Los mismos son necesarios porque nos motivan y abren el canal de comunicación.

ABRAN LA PUERTA Y SALGAN



En los momentos previos a la salida del closet se nota en el sujeto un estado de conflicto, de angustia. Está atrapado en la contradicción entre lo que desea el OTRO que sea y lo que soy. Lo pronuncia en voz baja para que nadie lo escuche, pero no se olviden que lo pronuncia en cada manifestación del inconciente; un olvido, un lapsus, un chiste, etc.
En ese momento está buscando pronunciar la verdad, ella es una fuerza liberadora, es el soporte ético imprescindible para sobrellevar el transcurso de una vida.
Salir del closet es aprender la libertad de ser, poder hacer una apropiación subjetiva de la verdad y la elección, se trataría de aprender a discernir entre lo propio y lo ajeno. Quién soy y qué quiero; qué quieren de mí y qué quieren que yo quiera.
Antes de la salida del closet el sujeto trata de corregir, disciplinar y controlar, esto no es más que ejercer los códigos penales sobre su su deseo.
Me preguntaron si existe alguna herramienta para poder salir del closet, lo único que puedo decirles es que hay una gran parte que los compromete a ustedes como sujeto, más allá de lo que desea el otro de mí. El sujeto tiene que naturalizar la verdad, su elección. El concepto de naturalizar nos invita a tomar nuestra verdad y pronunciarla, sintiendo la libertad en ese acto, liberarse es des-ocuparse, “vacío de”, vacío del deseo del otro.
Dejar de ser mi esclavo, esclavo de todos mis condicionamientos, los que se me imponen y los que me impongo. Para ser libre tengo que hacerme cargo de cuán condicionado estoy-soy.
Hermann Hesse nos dice en el DEMIAN… “quería tan sólo intentar vivir lo que tendía a brotar espontáneamente de mí. ¿Por qué había de serme tan difícil?”…




Psi. Mariela Díaz
Matricula: 4033


Agradecemos la generosidad y el compromiso de Luciano Musseta, colaborador voluntario de nuestro sitio, por compartir con nosotrxs la opinión profesional de Ps. Mariela Díaz  quien enriquece nuestra lectura y profundiza nuestro autoconocimiento.






Aquí el resto.

2 comentarios:

Pimpf dijo...

Hombre, yo no soy el más indicado para hablar sobre la salida del closet, o armario como decimos en España, tengo treinta y pico años, y no siento necesidad por mi mismo de salir. Sé lo importante que es para muchos hacerlo, pero yo lo considero algo muy personal y no necesito hablar de lo que hago con nadie en la cama, si lo hiciese algún día sería por la comodidad de mi pareja.

El tema es interesante, pero yo de poca ayuda soy, y estos temas los he tratado en más de alguna ocasión con mi chico... es complicado, todo.

Bicos Ricos

Javier de Diversidad Sexual e Identidad dijo...

Gracias por tu comentario Pimpf. Valoramos tu posición. Ciertamente no se trata de dar recetas para salir del closet. Cada quien tiene sus circunstancias y sus necesidades, saliendo cuando se quiere, si se quiere, y cuando se puede. EL tema está aquí planteado por su relevancia social, de manera tal que se pueda vivir la sexualidad, que va mucho más allá de lo que puede ocurrir en la cama, con mayor plenitud y satisfacción, sin ocultamientos y opresiones. Nuestras identidades están atravesadas por distintas épocas y procesos históricos, personales y geográficos. Por eso tu punto de vista es muy importante para poder vislumbrar la complejidad que tiene el tema. Tu participación es bienvenida!